El Gobierno se 'olvida' de comunicar a la UE la identidad de los etarras más buscados PDF  | Imprimir |  E-mail
dimarts, 08 gener de 2008
Agències

ImageLa omisión impide que las autoridades europeas puedan embargar sus bienes y cuentas bancarias. En la nueva lista europea sólo figura uno de los 22 miembros de ETA más perseguidos, mientras aparecen otros que ya fueron detenidos. Ninguno de los grupos herederos de Batasuna ilegalizadas desde 2004 ha sido incluida en la relación porque Exteriores no lo solicitó.

Sólo un terrorista de los 22 más buscados de ETA figura en la nueva lista del Consejo de la Unión Europea, publicada el pasado 22 de diciembre y en la que se incluyen las personas y las organizaciones cuyas cuentas y bienes deben ser bloqueadas para “cortar las fuentes de financiación” de las bandas armadas. Las autoridades de Bruselas aseguran que los nombres de ETA no han sido renovados porque el Gobierno español no se ha dirigido ni una sola vez en esta legislatura al Consejo para incluir nuevas identidades u organizaciones cercanas a ETA. Esta lista, creada en diciembre de 2001 tras los atentados de Nueva York y Washington, fue presentada como un “instrumento clave” para atacar las finanzas de las organizaciones terroristas. Los nombres de este elenco son facilitados a todas las entidades bancarias y registros de la propiedad de los países de la UE. El Gobierno de José María Aznar se apresuró a incluir una veintena de identidades, entre ellas todos los dirigentes de ETA. En 2004, se introdujeron algunas variaciones y en 2007, la lista, en lo que se refiere a España, sigue igual que entonces. En la nueva relación figuran 19 nombre de etarras, pero diez de ellos están detenidos desde hace años, caso de los ex jefes de ETA Mikel Albizu, ‘Antza’, o Soledad Iparragirre, ‘Anboto’, capturados en Francia en octubre de 2004. No hay, en cambio, ni una sola mención a la veintena de activistas que en los últimos cuatro años han engrosado las listas de los etarras más buscados de la Policía, la Guardia Civil e Interpol. No aparecen ni el supuesto máximo jefe político de ETA, José Antonio Urrutikoetxea, ‘Josu Ternera’ (el único etarra en ‘código rojo’ en Interpol); ni el presunto máximo responsable de los comandos, Garikoitz Aspiazu, ‘Txeroki’; y tampoco figuran los activistas que se cree que están o han estado durante el último lustro en la dirección de ETA. La lista, elaborada hace sólo 15 días por la UE con los datos de los países socios, tampoco menciona a los etarras que, según las fuerzas de seguridad, están protagonizando las últimas campañas de atentados en Vizcaya y Guipúzcoa tras la ruptura del alto el fuego, como los ‘liberados’ Arkaitz Goikoetxea, Jurdan Martitegi o Aitzol Iriondo. El único terrorista de los ‘más buscados’ cuyas cuentas pueden bloquearse por orden de la UE es Eneko Gogeaskoetxea, uno de los supuestos nuevos jefes técnicos de explosivos de la banda y presunto asesino del ‘ertzaina’ Txema Agirre, en 1997, en el museo Guggenheim de Bilbao. La identidad de Gogeaskoetxea, no obstante, no es de reciente inclusión ya que fue incorporada en 2001.

Excusas de Exteriores

Tras la publicación de la última lista sin los nombre de los etarras más buscados, el Ministerio del Interior se apresuró esta semana a desmarcarse del asunto y señalar al departamento que dirige Miguel Ángel Moratinos. Fuentes diplomáticas reconocieron que la actualización de estas listas es competencia suya, en particular de la Dirección General de Asuntos Internacionales de Terrorismo, No Proliferación y Desarme, una institución creada en 2004 por el Gobierno de Zapatero y que tiene como cometido involucrar a otros países en la lucha contra ETA. Esta dirección general, dependiente de la Secretaría de Estado de Asuntos Exteriores que dirige el ‘número dos’ del Ministerio, Bernardino León, tiene entre sus objetivos declarados la “coordinación de la representación española en los organismos internacionales con competencias en materia de terrorismo”.

Los portavoces de Exteriores justificaron la presencia de terroristas detenidos en este listado por la posibilidad de que mantengan bienes activos a pesar de estar en la cárcel. “Esa lista persigue la congelación de cuentas y bienes materiales de grupos e individuos terroristas. A pesar de estar detenidos siguen figurando por si tuvieran en su poder algún bien, cuenta corriente o fuente de financiación”, subrayaron estas fuentes. Lo que no pudieron explicar es por qué han desaparecido de ella algunas identidades de etarras arrestados, y por qué no se han incluido en ella a los nuevos terroristas más buscados.

Herederas de Batasuna

Exteriores tampoco pudo aclarar por qué no se han incluido en los últimos años en esa lista las organizaciones ilegalizadas por el Tribunal Supremo y el Constitucional por considerar que son herederas de Batasuna o sus satélites. En 2001 y 2004, entraron a formar parte del elenco europeo: ETA, KAS, EKIN, Jarrai, Haika, SEGI, Gestoras Pro-Amnistía, Askatasuna, Batasuna y Euskal Herritarrok. Desde entonces, el Gobierno no se ha dirigido a la Comisión, por lo que formaciones como Herritarren Zerrenda, AuB, Aukera Guztiak, Sozialista Abertzaleak y otras plataformas ilegalizadas pueden tener actividad financiera con total libertad en la Unión Europea.

< Anterior   Següent >
webpolicial » Inici
Go to top of page