Un comisario general experto en etarras amenazó con presentar la dimisión PDF  | Imprimir |  E-mail
dimecres, 17 març de 2004
Los responsables policiales de la lucha antiterrorista han expresado en privado su malestar por la utilización política del atentado por parte del Gobierno. Desde el primer momento, el ministro del Interior, Ángel Acebes, ocultó los datos más significativos sobre las pistas policiales en relación con la autoría del atentado. El comisario general de información antiterrorista, Jesús de la Morena, amenazó con dimitir, según informaron fuentes policiales. De la Morena es en este momento el máximo experto en la lucha contra el terrorismo de ETA y sostuvo que la banda etarra no había perpetrado la masacre del 11-M. Pese a que el ministro Acebes tuvo esa información desde las 12 del mediodía del pasado jueves, en su primera comparecencia imputó "sin lugar a dudas" el atentado a ETA y realizó una información a la ciudadanía que algunos responsables policiales no han dudado en tildar de "manipulada y lamentable".

OPERACIÓN JAULA

El dispositivo para localizar a los terroristas fue "del todo equivocado". Frente a la urgencia para controlar las salidas por el aeropuerto de Barajas se impuso la tradicional operación jaula cuyos únicos efectos consistieron en explosionar dos coches sospechosos que figuraban como robados. El enfado de los expertos policiales fue en aumento y cristalizó en la denuncia a dirigentes del PSOE de lo que estaba pasando.

La presión política también afectó al jefe superior de Madrid, Miguel Ángel Fernández Rancaño, quien, según fuentes conocedoras de la tensión de las últimas horas, mantuvo serios roces con el jefe de la brigada de información antiterrorista, Ángel Álvarez y, finalmente, optó por ausentarse.

CÉLULAS ISLÁMICAS

Mientras todos los servicios de inteligencia occidentales apuntaban al terrorismo de origen islámico, la consigna de los responsables políticos de Interior era mantener la vía para detener a supuestos etarras como autores del atentado.

Por indicaciones de Madrid, los servicios secretos británicos y franceses abrieron una investigación sobre posibles relaciones entre ETA y Al Qaeda a partir de un viaje a Irak de supuestos etarras. Pero, en general, los servicios de inteligencia aliados orientaron sus pesquisas hacia las células salafistas que han actuado dentro de la red de Al Qaeda.

ACLARACIÓN DEL CNI

Sólo dos horas antes de que el ministro Ángel Acebes informara de las detenciones de cinco sospechosos --dos indios y tres marroquís--, el director del Centro Nacional de Inteligencia (CNI), Jorge Dezcallar, acudió a la agencia Efe para desmentir las informaciones que aseguraban que sus agentes ya habían descartado al 99% la tesis de la autoría de ETA. "El CNI cumple con su obligación con todo rigor y, por tanto, no es cierto y no tiene sentido que hayamos abandonado totalmente una línea de investigación en beneficio de otra o de otras", aseguró Dezcallar.
< Anterior   Següent >
webpolicial » Inici
Go to top of page